18 de octubre de 2010

Adios, Huesis, Adios…


Las revistas de hombres abandonan la irreal imagen del jovenzuelo huesiloca y recuperan la musculoca inalcanzable, reza el titular de una de las noticias de Queerty.


Es el fin de los jovencitos pellejudos, y no lo dice cualquiera, se hace eco de ello la sección de moda del New York Times en la que nos muestra cómo muchas de las revistas de moda más conocidas para hombre, desde Vogue a Vman, están prescindiendo de estos chavales enfermizos para retomar la figura del maduro buenorro que no sólo come (oh, anatema) sino que va al gym (oh, herejía).


Y sigo con Queerty… adiós a los prototipos de Dior y Jil Sander y hola a Jon Hamm,… siiiii, el de Mad Men…


La gente, cuando abre una revista como GQ no le apetece ver la ropa que quieren en cuerpos de chavales que aparentan 16 años. La gente se quiere ver a sí misma como si fueran una portada con Chris Pine, o sea, así:


Y mira que no llevaré yo tiempo diciendo que la pasarela, al menos en los ambientes gays, cada vez refleja menos la realidad. Los tíos cada vez van más a los gimnasios y quieren que se les vea grandes y masculinos, y las pobres huesis con bolsos de Prada alquilados cada vez son menos y se reciclan conviertiéndose en osa warra pitillera en cuanto se dan cuenta de que el metabolismo es muy traicionero… Además, seamos sinceros… con qué se os cae la baba a primera vista, con un Steve Urkel que se desliza por las esquinas…


… o con un chulazo que se pasea por la calle ocupándola entera…


Pues eso… Y pensad que Steve Urkel ya ha aprendido la lección…




4 comentarios:

starfighter dijo...

Totalmente a favor de la nueva tendencia. Siempre es mejor que haya chicha donde pillar que morder en hueso.

A todas estas ¿sabías que el Urkel tiene nueva serie? O está planeando una, que algo se ha dicho por ahi.

Sufur dijo...

!Can-ne!

Peritoni dijo...

Ay la vigorexia qué mala es y qué radicala te hace...
A mi me gusta todo, pero llamarles jovencitos pellejudos me parece exagerado.
Me gustan los niñatos con formas y los chulazos musculados como tú, hala. ;-)

luxaurumque dijo...

Pues sí, me suena a autojustificación jejejeje

Pero estoy de acuerdo, a todos nos gustan los tíos buenos ... y luego ya cada uno tiene sus gustos personales, que tiene que haber público pa tó (déjame que albergue alguna esperanza por vana que sea!)

Y lo que pasa con las pasarelas masculinas no es ni más ni menos que lo que pasa con las femeninas, no? Que no reflejan, en absoluto, la realidad cotidiana y mundana.

Besicos!

Entradas relacionadas

Related Posts with Thumbnails

Lee y calla